martes, 27 de noviembre de 2012

Bizcocho Dr. Oetker

Hace muy poco, desde Dr. Oetker se pusieron en contacto conmigo y me hicieron llegar un generoso lote de sus productos de repostería.

De verdad que no me lo podía creer, tienen una variedad increíble y soluciones para todo tipo de elaboración repostera que se te ocurra (siropes, lápices pasteleros, coberturas etc...) y lo mejor, todo tipo de postres de elaboración rápida y sencilla, como los coulants de chocolate, la tarta de chocolate, los brownies, los muffins, la tarta de mousse de yogur... y su preparado para bizcocho que me ha sorprendido muy gratamente, ya que el resultado es magnífico.
Sin necesidad de ser una gran repostera se pueden obtener resultados profesionales con muy poco esfuerzo, ya que el preparado es muy completo.
Consta de lo siguiente: 
130 grs de mezcla preparado
10 grs de azúcar glass

Sólo vas a a necesitar:
80 grs de mantequilla
4 huevos L
30 ml de agua (2 cucharadas soperas)
1 pizca de harina

En cuanto a "cacharritos" basta con un molde de aro desmontable para hacer bizcochos de unos 24 cms, una batidora (mejor de varillas) un cazo y, si quieres un resultado más profesional a la hora de espolvorear el azúcar glass, un colador.

Preparación:

Forramos la base del molde con papel de horno y engrasamos las paredes del mismo con mantequilla y una pizca de harina, sacudiendo el exceso.
En un cazo derretiremos la mantequilla.
En un cuenco vertemos el contenido del sobre de mezcla preparado, los huevos y el agua y batimos bien con una batidora de varillas a máxima velocidad durante 4 minutos, hasta obtener una pasta suave y homogénea.
Agregamos la mantequilla derretida y volvemos a batir, esta vez a velocidad mínima.
Verter la mezcla en el molde, repartir homogéneamente y repartir con la espátula.
Hornear en horno precalentado a 175º durante 40 minutos y siempre en la parte inferior del horno. Para saber si está hecho, pinchamos con un palillo, si sale seco, ya podemos dejar de hornear.
Dejamos enfriar durante 10 minutos y desmoldamos con cuidado. Una vez frío, podemos decorar espolvoreando el sobrecito de azúcar glass que incluye, usando un colador.



Esponjosidad y textura perfectas.

jueves, 22 de noviembre de 2012

Natillas de chocolate

Deliciosas, de sabor pronunciado y muy sencillas, si te gusta el chocolate, adorarás estas natillas que a mi me recuerdan mucho a su versión industrial pero mucho más sanas.

Ingredientes:

540 ml de leche a temperatura ambiente
200 ml de nata a temperatura ambiente
100 grs de azúcar
50 grs de cacao Valor
35 grs de maizena
1 sobre de azúcar vainillado

Preparación:

En primer lugar disolveremos la maizena en un vaso con un poco de leche a temperatura ambiente y añadimos a una olla todos los ingredientes, inclusive la maizena ya disuelta.
Lo dejamos a fuego medio y sin parar de remover hasta que adquiere una textura ligeramente densa, momento en que lo servimos en cuencos o vasitos de cristal, dejándolo enfriar un buen rato a temperatura ambiente.
Una vez frío, dejamos en el frigorífico un máximo de 3 horas.

Fuente: Food and Cook





miércoles, 24 de octubre de 2012

70% de placer

Hace unos días desde Arluy se pusieron en contacto conmigo para que probara sus dos nuevas variedades de galletas.
Lógicamente, les dije que sí.

Esta empresa logroñesa es todo un referente en el mundo galletero, fundada en 1988, aglutina a Reglero y Río, dos de las marcas más conocidas y valoradas por los consumidores.
En este caso, en tiempo record, han llegado a mi hogar muestras de sus dos nuevas galletas dirigidas hacia un público más adulto.

Por un lado, sus galletas con gran tableta de chocolate 70% con trozos de naranja y por otro sus galletas con gran tableta de chocolate 70% sin azúcares añadidos.
Ambas en versión bocado, para comérselas de una sola vez, perfectas para acompañar un café o una merienda a media tarde.



La especialidad con trozos de naranja incorpora trozos y pulpa de naranja natural y tiene un sabor intenso y agradable, sin resultar en ningún momento empalagoso, sino más bien equilibrado en dulzor.


La especialidad sin azúcares añadidos incorpora como novedad el uso de la Stevia, un producto 100% natural, con mayor poder endulzante que el azúcar y especialmente recomendado para los que quieren cuidar su línea o sufren de diabetes.




¿ Os gusta este primer plano? Fijaos en la textura y el color del chocolate, no es muy habitual que unas galletas incorporen chocolate de tan alta calidad.
¡A mi me han encantado!



lunes, 22 de octubre de 2012

Galletas tradicionales

¿Eres azul, peludo y algo estrábico? Pues seguro que si es así, estas galletas te van a encantar. 
Van por ti Triki :)

Ingredientes (30 galletas)

250 grs de manteca de cerdo
250 grs de azúcar
600 grs de harina
2 huevos
1 chorreón de anís
1 pizca de sal
para decorar: 1 clara de huevo, almendra laminada, granillo de almendra, azúcar.

Preparación:

En primer lugar, sacamos la manteca y los huevos una hora antes de la nevera, así estarán a temperatura ambiente.
En un bol ponemos la manteca y la mezclamos bien con el azúcar, a continuación se añaden los huevos batidos, el anís y la sal. En este caso usé la KA a velocidad baja con la pala K,
Seguimos mezclando y vamos incorporando la harina cucharada a cucharada removiendo bien cada vez.
La masa se hará más espesa y será el momento de trabajarla con la mano pero con cuidado de no amasar, sino más bien amalgamar la masa hasta que forme una bola más o menos compacta.
Envolvemos la masa con un film y la dejamos en la nevera unos 30 minutos.
Una vez lista la masa, es el momento de estirarla con un rodillo (uso el especial para galletas) entre papel de horno y papel film que irá por arriba. El grosor recomendado es de aproximadamente 1 cm.
Una vez estirada la masa, vamos cortando galletas usando el cortapastas que nos guste más (usé un cortapastas rizado, tamaño núm.2) y las depositamos en una bandeja de horno forrada con papel de hornear o silpat y a continuación metemos la bandeja en la nevera, dejándola 15 minutos (saldrán 2 bandejas). Con ello conseguimos que endurezcan una vez formadas y no se desparramen al hornear.
Al sacarlas de la nevera las pintamos con clara batida y rápidamente, para evitar que se seque, espolvoreamos con almendra en granillo o almendra laminada, presionando un poco con los dedos para que se adhiera y finalmente un poco de azúcar.
Las metemos al horno precalentado a 180º durante 17/18 minutos

Esto lo vi en: Magia en mi cocina



martes, 9 de octubre de 2012

Pasteis de Belem

¿Quién no conoce estos maravillosos pastelitos? La receta es portuguesa y la encontré entre viejos recortes de cocina; quise rememorar viejos tiempos y voilá, este es el resultado.
Hojaldre y una fina crema horneada que recuerda al sabor de las natillas aromatizadas con canela y limón.
Son sencillos pero hay que utilizar un molde adecuado, yo me serví de unas flaneras de silicona que desmoldan fantásticamente y a pesar de ello, el hojaldre se rebeló un poquito. No aconsejo desmoldar hasta que el pastelito esté completamente frío.

Ingredientes (10 pasteles):

1 lámina de hojaldre (cuadrada)
3 yemas de huevo XL
200 grs de azúcar
125 ml de agua
250 ml de leche fría
30 grs de harina
1 palito de canela
piel de 1 limón

Preparación:

En una ollita ponemos el agua y el azúcar, sin remover lo dejamos hervir durante unos 5 minutos, pasado ese tiempo lo retiramos el fuego y reservamos.
Llega el momento de disolver la harina y lo vamos a hacer en leche bien fría, la idea es que usemos una parte del total de la leche para esta operación y es importante que nos quede más bien líquida, no espesa para que luego se disuelva mejor.
El resto de la leche lo pondremos a hervir con la piel del limón y el palito de canela y en cuanto rompa a hervir vertemos la harina disuelta en leche sin dejar de remover con unas varillas manuales (yo prefiero hacerlo fuera del fuego). Removemos muy bien y luego lo llevamos de nuevo al fuego hasta que comience de nuevo a hervir.
Apagamos el fuego y lo retiramos, procediendo a verter el almíbar en hilo mientras vamos mezclando con las varillas, habrá de hacerse muy bien. A continuación lo colamos usando un colador de malla y lo dejamos templar. El resultado viene siendo el de una crema bastante líquida, no espesa.
Precalentamos el horno a 240º.
Entre tanto, procedemos a forrar los moldes (yo lo he hecho como he visto en internet, es decir enrollando el hojaldre sobre sí mismo y procediendo a cortar porciones de unos 2,5 cms) ponemos dentro de cada molde una porción de hojaldre y presionamos con los dedos de tal forma que quede cubierto el fondo y las paredes del molde (no es necesario llegar hasta arriba). Es importante que los bordes queden más gruesos para que no se salga la crema durante el horneado.
Batimos ligeramente las 3 yemas y procedemos a pasarlas por un colador y mezclar sobre la crema que ya teníamos preparada.
Con esta crema rellenamos el hojaldre hasta los 3/4 (esto es muy importante para que no se nos salga el relleno)
Metemos al horno precalentado a 240º durante unos 15 ó 20 minutos hasta que los bordes estén dorados. Se desmoldan fríos.



domingo, 23 de septiembre de 2012

Tarta de queso

Una receta de las clásicas, extremadamente sencilla y de sabor delicioso. 
Así la hacemos en casa:

Ingredientes:

Base:
-1 rulo de galletas maría (menos 7 galletas)
-100 grs de mantequilla aproximadamente

Crema:
-300 grs de queso Philadelphia
-150 grs de azúcar
-2 yogures naturales
-3 huevos XL
-75 grs de harina

Cobertura:
-1 bote de mermelada de moras, frambuesa, cereza...
-2 cucharadas de agua

Preparación:

En primer lugar procedemos a triturar muy bien las galletas (yo lo hice con el robot de cocina) y a continuación derretimos en el microondas y a baja temperatura la mantequilla. Lo mezclamos todo muy bien.
En un molde desmontable (yo utilizo uno de Lekue) de unos 22 cms, procedemos a extender y presionar muy bien contra el fondo, la mezcla de galletas y mantequilla. Guardamos en la nevera.
En un bol mezclaremos el queso y los yogures, utilizando las varillas hasta que la mezcla quede homogénea.
En otro bol mezclamos con las varillas los huevos y el azúcar hasta que blanqueen y añadimos la harina tamizada poco a poco, usando una espátula o similar y removiendo bien antes de añadir más para evitar los grumos.
Usando la espátula, mezclamos en un solo bol las dos cremas (yogur y queso con huevos, azúcar y harina) integrando bien y a continuación la vertemos en el molde, sobre la base de galletas.
Metemos al horno precalentado a 180º durante unos 40 minutos (para saber si está pinchamos con un palillo, si no sale todavía limpio habremos de darle unos 10 minutos más).
Para evitar que la tarta se resquebraje, lo mejor es dejarla dentro del horno apagado, con la puerta entreabierta sujeta con una cuchara de madera, así habrá una pequeña rendija por donde se vaya escapando el calor poco a poco sin que la tarta quede fea. Guardamos en la nevera.
Desmoldamos una vez fría y cubrimos con la mermelada que habremos calentado con un par de cucharadas de agua a fuego suave, hasta que se vuelva más fluida.



sábado, 25 de agosto de 2012

Cebollitas glaseadas

Ideales como guarnición acompañando platos de carne, tienen un sabor agridulce delicioso y son realmente sencillas. ¿Te animas a probarlas?

Ingredientes:

500 grs de cebollitas francesas
1 cucharada de mantequilla
2 cucharadas de azúcar moreno
125 ml de agua
125 ml de vino blanco
65 ml de vinagre de Módena
sal

Preparación:

En una olla derretimos la mantequilla y añadimos las cebollitas previamente peladas, damos vueltas hasta que se doren.
Una vez doradas, añadiremos el resto de ingredientes y las dejaremos cocer a fuego suave hasta que las cebollas estén tiernas y la salsa haya reducido.




lunes, 20 de agosto de 2012

Helado de yogur griego al caramelo

Una receta más de helado, refrescante y con un toque ligeramente ácido que le proporciona el yogur. Muy recomendable y extremadamente cremoso.

Ingredientes:

3 yogures griegos
150 ml de leche
100 grs de azúcar
50 grs de azúcar invertido
200 ml de nata
sirope de caramelo
granillo de almendra

Preparación:

En un bol montamos la nata y el azúcar (los 100 grs) y reservamos en la nevera.
En otro bol mezclamos bien los yogures, con el azúcar invertido y la leche. A continuación, vamos añadiendo la nata montada usando una lengua de silicona y haciéndolo con movimientos envolventes para evitar que la mezcla se baje.
Una vez bien ligado, llevamos a la nevera por 1 hora.
En cuanto esté bien frío, vertemos en la cubeta de la heladera y mantecamos durante 25 minutos. Guardamos en un tupper hermético y llevamos al congelador por un mínimo de 2 horas.
Al ir a hacer las bolas de helado, podemos decorar con sirope de caramelo y granillo de almendra.



Esto lo vi en: Comer con poco

miércoles, 15 de agosto de 2012

Pan de leche de Xavier Barriga

Hace ya un tiempo que me compré el libro de Xavier Barriga "Pan". A Barriga se le conoce como el Ferran Adrià del pan y no es para menos. Todas las recetas del libro son estupendas, he probado varias y ninguna defrauda. 
El libro va ya, como reza su portada, por la 7ª hornada y es un auténtico bestseller en el mundillo, lo recomiendo vivamente.
Esta receta que os traigo hoy da como resultado un pan extremadamente tierno, delicioso e ideal tanto con embutido como con algo dulce.

Aquí dejo un vídeo donde se explica como formar barritas:



Ingredientes (10 barritas):

500 grs de harina de fuerza
12 grs de sal
40 grs de azúcar
25 grs de leche en polvo
20 grs de miel
1 huevo
250 ml de leche
50 grs de mantequilla
25 grs de levadura fresca

Para pintar: 1 huevo

Preparación:

Partimos la mantequilla en cuadraditos pequeños y la dejamos fuera de la nevera durante unos 30 minutos.
Empezamos por mezclar los ingredientes secos (harina, azúcar, leche en polvo y la levadura fresca desmenuzada) y a continuación añadimos la mantequilla, la miel, el huevo y la leche (ésta última muy poco a poco a medida que los ingredientes se vayan quedando secos). Por último añadimos la sal.
Amasamos hasta obtener una masa que debe quedar bastante firme pero lisa y bonita.
Cortamos porciones de 80 grs y dejamos reposar 30 minutos tapadas con un paño de algodón humedecido.
Pasada la primera fermentación, formamos barritas sin punta y las vamos depositando en una bandeja de horno cubierta por papel de hornear. Las pintamos con el huevo ligeramente batido y mezclado con un poquito de sal.
Hacemos unos cortes casi laterales y bastante profundos con un cutter o cuchillo de sierra muy afilado y las ponemos a fermentar en un lugar cálido de la casa durante 90 minutos.
Precalentamos el horno a 250º introduciendo una bandeja o pyrex con unos trapos cubiertos por agua para generar vapor, vigilando que no falte agua.
Cuando los panecillos casi hayan doblado su volumen, los pintamos otra vez con huevo y los horneamos a 230º durante unos 12 minutos o hasta que estén dorados.


Un panecillo con mermelada casera de ciruela.

domingo, 12 de agosto de 2012

Mousse de limón

Un postre fresquito para el verano y facilísimo, de esos que salen siempre bien. Tiene una textura maravillosa que mejora al día siguiente.

Ingredientes:

1 bote de leche evaporada Ideal
zumo de 2 limones
100 grs de azúcar
Ralladura de limón para decorar (opcional)

Preparación:

Metemos el bote de leche evaporada en la nevera y lo dejamos por 24 horas.
Vertemos la leche evaporada en un recipiente alto y la batimos con las varillas eléctricas a velocidad alta. En cuanto empiece a tomar cuerpo añadimos el zumo de dos limones, poco a poco y sin dejar de batir.
A continuación el azúcar, sin dejar de batir y cucharada a cucharada.
Repartimos en vasitos de cristal o copas y la dejamos en el refrigerador hasta que esté bien fría. Se puede adornar con ralladura de limón.



Mirad que textura...

Esto lo vi en: Nestlé Ideal

sábado, 4 de agosto de 2012

Merengues

Existen 3 tipos de merengue: el francés, el italiano y el suizo y de ellos el más sencillo es el primero que es el que nos ocupa en la receta de hoy.
Para que el merengue francés salga bien es importante tener en cuenta ciertos consejos:

- Tanto las varillas, como el bol deben estar totalmente libres de grasa y muy secos.
- Las claras a temperatura ambiente y si es posible envejecidas (es decir, que sean de uno o dos días antes) y obviamente libres de todo rastro de yema.
- El merengue estará cuando monte picos y podamos darle la vuelta al bol (con cuidado) y no se mueva en absoluto.
- Una pizca de sal ayuda a montar el merengue pero es mejor añadirla cuando empiece a espumar.
- El azúcar se añade poco a poco (en cucharadas) cuando ya esté bien montado el merengue, nunca antes ni de golpe.
- Deben secarse en el horno muy poco a poco (unos 60 u 80 minutos según el tamaño, en algunos casos hasta 2 horas) y a temperatura muy baja (la más baja que permita el horno), dejándolos allí una vez haya terminado el proceso, con el horno apagado y la puerta cerrada para evitar que bajen.

El sitio web argentino Recetas de tortas YA! nos explica todos los pasos a la perfección.



Ingredientes (para una bandeja de horno)

2 claras de huevo
100 grs de azúcar (siempre son 50 grs de azúcar por clara)
2/3 cucharadita de postre de sal

Preparación:

Encendemos el horno, yo lo puse a 90º, y procedemos a forrar la bandeja de horno con papel de horno.
En un bol ponemos a batir las claras (si es posible usando una batidora de varillas) a una velocidad media.

Esperamos a que empiecen a espumar, a levantarse, y echamos un tercio de cucharadita de postre de sal. Ponemos la batidora a velocidad máxima y vamos agregando el azúcar a cucharaditas.
Dejamos batiendo hasta que el merengue esté firme. Lo sabremos porque formará unos picos en su superficie y será tal su consistencia que podremos darle la vuelta al bol sin que caiga (esto último con cuidado).

Montamos una manga pastelera con boquilla de estrella (yo utilicé la 1M de Wilton) también nos sirve una boquilla lisa y ancha o incluso podemos formarlos con una cuchara.

Vamos depositando la masa sobre el papel de horno, siempre dejando espacio entre los merengues (ya que crecen un poco en el horno) y contando hasta 4 ó 5 de cada vez (así nos aseguramos que todos los merengues tengan el mismo tamaño).

Introducimos en el horno a 90º y dejamos entre 1 hora u 80 minutos, hasta un máximo de 2 horas (depende del tamaño). Una vez finaliza la cocción, los dejamos dentro del horno apagado con la puerta cerrada para que no se deshinchen.



jueves, 2 de agosto de 2012

Focaccia al ajo y orégano

Hoy receta italiana (Rai, ¿has probado esta receta?).
La focaccia me dio bastantes disgustos porque no acababa de quedar como yo quería así que tuve que repetir la receta hasta en 3 ocasiones. Finalmente di con lo que estaba buscando y hoy os traigo la "focaccia definitiva", que os aconsejo encarecidamente que probéis porque esta especie de pan esponjoso está exquisito.

Ingredientes:

25 grs de levadura fresca
500 grs de harina de fuerza
280 ml de agua tibia
6 cucharadas de aceite de oliva
1 cucharada y media de sal
aceite de oliva virgen extra para pintarla
escamas de sal o sal gruesa
ajo cortado en daditos
orégano

Preparación:

En un bol ponemos la harina de fuerza y el aceite de oliva. Mientras calentamos un poquito en el microondas el agua, sin que llegue a estar muy caliente, basta con que esté tibia.
Separamos una tacita pequeña y en ella disolvemos la levadura fresca, revolviendo bien con una cucharita.
Incorporamos la levadura disuelta a la harina y el aceite y empezamos a amasar, cuando ya empiecen a amalgamar un poco los ingredientes vamos echando el resto del agua tibia en la cantidad que admita la masa, se trata de que quede tierna pero no pegajosa, ha de despegarse de las paredes del bol.
Casi al final añadimos la sal para que no afecte a la levadura (ya que el contacto directo entre la sal y la levadura, "mata" a ésta última).
Mezclamos en una tacita una cantidad abundante de aceite de oliva, junto con varios dientes de ajo cortados en daditos y bastante orégano, removemos y dejamos reposar.
Ponemos en un bol pintado con un poco de aceite para que la masa no se pegue y tapamos dejando reposar durante una hora o hasta que doble su tamaño.
A continuación, enharinamos levemente la bandeja de horno y ponemos sobre ella la masa ya levada, vamos estirándola en forma cuadrada utilizando las manos, habrá que dejarla con un grosor aproximado de 1 cm.
La dejamos levar nuevamente durante 1 hora o hasta que duplique su tamaño, bien tapada.
Una vez ha levado, con cuidado, hundimos los dedos en la masa haciendo una especie de pequeños hoyos que son característicos de la focaccia.
Pintamos con la mezcla de aceite, orégano y ajo de forma generosa y espolvoreamos con las escamas de sal.
Metemos en el horno precalentado a 220º durante unos 20 minutos hasta que la focaccia esté dorada, habrá que vigilar muy bien el tiempo ya que pudiera ser que nos quedara seca.
Para comprobar si está hecha podemos hundir un palillo en la parte más gruesa, si sale limpio, podemos sacar del horno.
Se deja unos minutos sobre la bandeja de horno y luego se saca a enfriar a una rejilla. Se puede consumir tibia.



Costillas barbacoa

Hoy os traigo una de esas recetas para comer con las manos y chuparse los dedos. Espero que os guste.

Ingredientes (2 personas):

2 costillares de cerdo (escogedlos carnosos y con una fina capa de grasa) aproximadamente 1 kg
2 dientes de ajo
perejil
sal
1 chorrito de aceite de oliva
salsa barbacoa Hunts (la podéis encontrar en Alcampo)
2 patatas medianas

Preparación:

Salar las costillas y en un mortero majar dos dientes de ajo cortados finos, perejil y sal y un chorrito de aceite de oliva, hasta formar una pasta. Esta pasta se usará para untar las costillas.
A continuación las embadurnamos generosamente con salsa hunts y dejamos en una fuente cubierta con papel albal un día entero en la nevera (así irán cogiendo los distintos sabores y estarán más tiernas).
Al día siguiente, precalentamos el horno a 200 grados y vamos cortando las patatas en dados.
Ponemos las costillas en una fuente de pyrex bien cubiertas por la salsa y en una esquina de la misma, sin amontonarlas, las patatas a dados que salamos ligeramente y espolvoreamos con un poquito de tomillo.
Introducimos en el horno a 200 grados y dejamos entre 50 minutos y una hora, acordándonos cada 10 ó 15 minutos de ir bañando las costillas y las patatas con su propia salsa. Así evitaremos que nos queden secas. También será necesario darles la vuelta un par de veces para que queden de un color uniforme y bien tostadas.



miércoles, 1 de agosto de 2012

Helado de chocolate

Estamos en tiempo de helados y yo he querido seguir dándole uso a la heladera de la KA, en este caso con un helado muy muy cremoso y que no lleva nada de huevo, ni es necesario añadirle azúcar (salvo un par de cucharadas de azúcar invertido).

Ingredientes (para 1 litro de helado):

300 grs de chocolate negro (yo utilicé chocolate fondant de Mercadona)
50 grs de cacao Valor
350 ml de leche
250 ml de nata para montar
30 grs de mantequilla
2 cucharadas de azúcar invertido
Chips de chocolate (al gusto)

Preparación:

En una olla ponemos a fuego muy suave la mantequilla cortada en trozos y el chocolate negro también troceado, vamos removiendo sin parar para evitar que se nos queme y en cuanto esté disuelto, reservamos, dejando que temple unos minutos (nos interesa que no esté muy caliente para que no se solidifique, por el contraste frío/calor, al echar el resto de ingredientes).
A continuación, vertemos el resto de ingredientes (cacao, leche, nata y azúcar invertido) y con ayuda de una batidora, batimos enérgicamente hasta que todo esté muy bien integrado.
Metemos en la nevera y dejamos enfriar un mínimo de 2 horas.

A continuación, sacamos la heladera del congelador y vertemos el preparado, dejándolo mantecar unos 20 minutos (a falta de 2 minutos para terminar, vertemos los chips de chocolate).
Depositamos en un tupper adecuado y bien tapado lo dejamos en el congelar entre 2 y 4 horas.

Si no disponemos de heladera, simplemente después de batir todo bien, lo ponemos en un tupper y lo dejamos en la nevera, batiéndolo cada media hora (un total de 4 veces) para romper los cristales.


Esto lo vi en: Las recetas de Sara


sábado, 21 de julio de 2012

Helado de Petit Suisse

Por fin he podido estrenar a la hermana pequeña de la Kitchen Aid; la famosa heladera.
Es fantástica, manteca muy bien los helados y gracias a que conserva estupendamente el frío, podemos conseguir un helado cremoso en apenas 20 ó 30 minutos, a condición de que luego lo refrigeremos por 2 ó 4 horas.
Me han tentado muchas recetas, especialmente las que incluían chocolate pero finalmente me he decidido por un sabor original, el helado de Petit Suisse. ¿Hay alguien a quién no le gusten estos yogures? A mi me chiflan!!!
Si no disponéis de heladera se puede hacer de forma tradicional, simplemente cada media hora tendréis que sacar el helado del congelador y batirlo para romper sus cristales, así unas cuatro veces.
En cuanto al asunto del azúcar invertido, aunque esta vez no lo he utilizado, creo que la próxima vez lo haré para ver si es cierto que da al helado mayor cremosidad y evita la cristalización.
Sólo habrá que sustituir el 25% del azucar que indique la receta por azúcar invertido, según nos indica Silvia.
Se conservará en un tarro hermético, fuera de la nevera durante un período de 1 año.

Para hacer azúcar invertido necesitamos los siguientes ingredientes:

1 sobre azul y 1 sobre blanco de gasificante Hacendado (Litines)
150 ml de agua
350 ml de azúcar

Preparación:

Mezclar el sobre blanco con el azúcar, añadir el agua, mezclar de nuevo y poner a hervir.
Una vez comience a hervir se retira del fuego y se deja enfriar hasta los 50º, como no todos tenemos termómetro de cocina, lo ideal es cambiarlo de cacharro y dejarlo enfriar a temperatura ambiente durante 10 minutos.
A continuación se añade el sobre morado y la mezcla se volverá espumosa y blanquecina (al enfriar se volverá transparente con un cierto tono beige). Una vez frío se guarda en el bote hermético y listo para usar en nuestros helados.
Os dejo un vídeo que encontré en Youtube sobre la elaboración del azúcar invertido que me ha gustado mucho:


Y ahora vayamos con la receta del Helado de Petit Suisse:

Ingredientes:

4 petit suisses de fresa Danonino
150 grs de leche
150 grs de nata
60 grs de azúcar (de usar azúcar invertido, habría que sustituir 15 grs de azúcar por 15 grs de azúcar invertido y por tanto poner únicamente 45 grs de azúcar)
1 gota de colorante rosa Wilton (opcional)

Preparación:

En primer lugar batiremos la leche junto al azúcar, una vez bien mezclados ambos ingredientes, añadimos los petit suisses e integramos bien con la batidora.
En un bol aparte (yo utilicé el de la KA) montamos la nata y la añadimos a la mezcla anterior con movimientos envolventes.
Montamos la heladera y a continuación vertemos la mezcla anterior junto con una gota de colorante rosa Wilton, dejándola mantecar unos 25 minutos aproximadamente.
Vertemos la mezcla en un molde apto para el congelador (a mi me sirvió un tupper hermético) y dejamos de 2 a 4 horas.


Esta receta la vi en: Cocinando con Kisa




jueves, 5 de julio de 2012

Huevos rellenos

Con el calor encima, qué mejor que una receta fresca y veraniega; además, ni siquiera tendremos que encender el horno y nos va a servir tanto para rellenar huevos como para untar en el pan y os puedo asegurar que está riquísima.

Ingredientes (2 personas)

2 huevos
1/2 patata mediana
1 lata pequeña de atún
1/2 pimiento rojo asado o 1/2 pimiento morrón en conserva
5 aceitunas verdes
2 anchoas
1/3 de cebolla
1 cucharada de mayonesa
sal (opcional)

Preparación:

Ponemos a hervir la patata unos 20 minutos en agua con sal, mientras, en cazuela aparte cocemos los huevos durante 10 minutos con una cucharada de sal para así evitar que se rompan.
Una vez bien hervidos, cortamos la cocción pasando por el chorro de agua fría y procedemos a pelarlos una vez totalmente fríos, los cortamos a la mitad por el centro y extraemos las yemas.
Cortamos en trocitos muy muy pequeños la cebolla, el pimiento, las aceitunas, las anchoas y añadimos el atún desmigado y la patata cortada a trocitos, así como las yemas de los huevos. Podemos usar el accesorio picador.
Bien con el accesorio picador, bien con la batidora, hacemos un puré con todos los ingredientes, añadiendo por último la cucharada de mayonesa. Hemos de hacerlo muy muy bien para luego poder usar la manga pastelera sin problemas.
Lo dejamos enfriar en la nevera y usamos una manga de boquilla rizada para rellenar los huevos, que se sirven bien fríos.
Decoramos con 1/2 aceituna y un trocito de pimiento morrón.

Esto lo vi en: Directo al Paladar







sábado, 23 de junio de 2012

Flan de huevo/Flan de café

El flan es uno de los postres más tradicionales, deliciosos y a la vez sencillos que conocemos, ¿quién no tiene en casa huevos, azúcar y leche?
Hoy os traigo dos versiones de una misma receta, flan de huevo y flan de café.

Ingredientes (6 flanes: 3 flanes de huevo/3 flanes de café):

4 huevos
500 ml de leche
100 grs de azúcar
1 cucharadita de postre de Nescafé (para los flanes de café)
Caramelo Royal

Preparación:

Con el caramelo Royal vamos pintando los moldes por dentro con ayuda del mango de una cuchara.
Batimos los huevos y en cuanto estén bien batidos añadimos el azúcar, batimos bien todo junto.
Ponemos a calentar la leche y, en cuanto empiece a humear (no es necesario que hierva) retiramos del fuego y añadimos la mezcla de huevos y azúcar anterior, removiendo bien hasta que el azúcar se haya disuelto por completo.
Colaremos la mezcla porque al calentarse la leche, normalmente se generan unas natas que no nos interesan para el flan.
Vertemos la mezcla de leche, huevos y azúcar en 3 de los moldes. Ya tendríamos 3 flanes de huevo.
Al resto le añadimos una cucharadita de postre de Nescafé y procederemos a batir bien para que se disuelva, ya que tienen tendencia a quedarse pegotes.
Una vez bien disuelto procedemos a verter la mezcla en los otros 3 moldes, obteniendo así 3 flanes de café.
Ponemos los moldes dentro de una fuente refractaria al baño maría (yo me serví de una fuente de pyrex que rellené de agua caliente hasta que cubría la mitad de los moldes).
Metemos en el horno precalentado a 180º durante unos 45 minutos (yo iría controlando el tiempo a partir de los 40 minutos, valiéndome de un palillo para ver si ya están cuajados).
Finalmente sacamos del horno y de la fuente y dejamos enfriar, los guardamos en la nevera hasta el día siguiente y desmoldamos con cuidado.





domingo, 17 de junio de 2012

Banana Bread estilo Starbucks

Hoy os traigo una receta estupenda para aprovechar esos plátanos que tan rápido se maduran al llegar el calor y aproximarse el verano.
La he visto en varios blogs y he optado por adaptarla un poco a mis circunstancias.
Dicen que este cake es idéntico al que se sirve en Starbucks, yo no lo frecuento pero si puedo decir que me ha encantado este Banana Bread, un bizcocho denso que os recomiendo. Está delicioso para mojar en un vaso de leche fría o un café con leche.

Ingredientes:

3 plátanos muy maduros
250 grs de harina
2 huevos grandes
180 grs de azúcar moreno
120 ml. de aceite de girasol o de oliva muy suave (yo utilicé girasol)
2 sobres de gasificante (yo utilicé los famosos gasificantes de Mercadona, sobre blanco y azul)
1 cucharilla de postre de extracto de vainilla
un puñado de nueces troceadas
1 pizca de sal
1 pizca de canela

Para acompañar (opcional): salsa toffe (yo usé Dr. Oetker)

Preparación:

En un cuenco mezclaremos los ingredientes secos: harina, azúcar, gasificante, sal y canela. Removeremos bien para que todos los ingredientes se mezclen.
Le quitamos la piel, las puntas y los hilos a los plátanos y con ayuda de un tenedor, aplastamos muy bien en un plato.
En otro cuenco (yo usé el de la KA) mezclaremos el plátano machado con los ingredientes húmedos: los huevos, el aceite y la vainilla.
Procedemos a batir bien para que quede todo bien integrado, yo usé la paleta K (la de masas de galleta) de la KA.
Cuando estuvo todo bien mezclado procedí a mezclar los ingredientes húmedos con los secos, y es momento de añadir las nueces troceadas, con ayuda de una lengua de cocina y con movimientos envolventes, hasta que todo quedó integrado.
Engrasamos y enharinamos un molde de cake y procedemos a verter la mezcla con cuidado, golpeándo levemente la base del cake contra la piedra de la cocina para eliminar posibles burbujas.
Llevamos al horno precalentado a 180º durante aproximadamente 1 hora.
Consejo: Creo que lo mejor es echarle un vistazo a los 30 minutos y si, pasado ese tiempo tiene ya un color dorado, cubrimos la parte superior con papel de plata y dejamos hasta que termine de hacerse (lo sabremos haciendo la prueba del palillo).
Sacamos del horno y dejamos enfriar unos 15 minutos, a continuación desmoldamos con cuidado y dejamos sobre una rejilla para que enfríe totalmente.

He acompañado con salsa toffe, que hace un contraste exquisito con el sabor del plátano.







miércoles, 13 de junio de 2012

Cañas de hojaldre rellenas de trufa

Hoy toca receta sencilla, simple pero vistosa. La tenía guardada en el cajón de los recuerdos desde Navidad, de ahí la decoración tan invernal.
En cualquier caso es ideal para cualquier época del año, a mi por ejemplo me encanta guardar unos pocos en la nevera y consumirlos al día siguiente, el contraste entre el hojaldre y la trufa fresquita es delicioso.
Por cierto ¡¡¡ Suerte en los exámenes, Rai!!!

Ingredientes:

1 lámina de hojaldre
1 huevo

Falsa trufa:

200 ml de nata para montar
2 ó 3 cucharadas de cacao en polvo Valor
2 cucharadas de azúcar glass

Decoración:

Azúcar glass

Preparación:

Extendemos la lámina de hojaldre y con una ruleta para cortar pizza, cortamos tiras de 1cm de ancho (yo me suelo valer de una regla para ir marcando la distancia entre cortes).
Salen unas 24 tiras con las que iremos forrando los moldes de canutillo metálicos, es importante no apretar con los dedos y que cada vuelta remonte un poquito por encima de la anterior, es decir, que no queden huecos entre vuelta y vuelta.
Si los canutillos fueran pequeños podemos cortar las tiras a la mitad, lo que si hará falta es hacer una segunda hornada ya que normalmente vienen 6 moldes nada más. Así que mientras tanto, las tiras que no hayamos envuelto, las guardamos en la nevera para que no queden blandas.
A continuación los pintamos con huevo batido y llevamos a horno precalentado a 180º, hasta que estén dorados, por tanto hay que tener un ojo puesto en el horno.
Una vez horneados, dejamos enfriar, esto es importante a la hora de desmoldar, así evitamos que se rompan. Hemos de desmoldar con mucho cuidado.
A continuación preparamos la falsa trufa, para lo cual tanto la nata como el bol donde la montemos han de estar muy fríos.
Cuando esté semi-montada añadimos el azúcar glass, en dos veces y lo mismo haremos con el cacao Valor.
Una vez montada, procedemos a poner en una manga pastelera con la boquilla rizada e ir rellenando los canutillos.
Para evitar que el relleno se quedara sin cuerpo los guardé en la nevera.
Un buen truco para darle cuerpo a la nata montada es mezclarla con una cucharada de queso tipo Philadelphia, que no da sabor pero la deja más consistente o incluso podemos utilizar lo que se conoce como estabilizante (lo venden en sobres en Lidl, marca Albona).
Terminamos de decorar, espolvoreando azúcar glass con ayuda de un colador.



domingo, 3 de junio de 2012

Cinnamon Rolls

En muchos lugares de España están proliferando, últimamente, una especie de cafeterías conocidas como "Canel Rolls" donde se sirve bollería y la estrella son los "cinnamon rolls", unos rollitos de canela muy populares en Estados Unidos.
Estos rollitos suelen llevar distintos tipos de cobertura y así, aunque el más tradicional suele ir acompañando de una ligera glasa, es común encontrarlos con crema de queso, chocolate, manzana, fresas y cerezas, café o topping de almendras, nueces etc...
Son muy fáciles de elaborar en casa, así que hoy os traigo la receta y os animo a probarlos, son deliciosos acompañados de un gran vaso de leche fría.



Ingredientes:

500 grs de harina de fuerza
120 ml de leche

120 ml de agua
70 grs de azúcar
60 grs de mantequilla o margarina
1 huevo
2 sobres de levadura de panadería Vahiné
1 pizca de sal


Relleno:

30 grs de mantequilla a temperatura ambiente (truquito: se puede rallar para que el proceso sea más rápido)
Mezcla de:
50 grs de azúcar
1 cucharada de canela

Cobertura:

Azúcar glass y zumo de limón

Preparación:

Templamos la leche y el agua en el microondas a muy baja temperatura y diluimos en ellas la levadura.
En un bol grande, p.ej el de la KA (si disponemos de ella) ponemos la harina, la sal y el azúcar y encima la mezcla de agua, leche y levadura, que dejaremos reposar tapado, sin remover, durante 20 minutos.
Pasado ese tiempo incorporamos el huevo y la mantequilla o margarina y empezamos a amasar, la masa debe quedar elástica y suave.
Colocamos la masa en un bol engrasado y dejamos levar durante unos 90 minutos.
Una vez haya doblado su volumen, la desgasificamos y estiramos con un rodillo sobre la mesa, dándole forma rectangular y dejándola de 1,5 cm de grosor.
Untar la superficie con mantequilla y a continuación con una mezcla de azúcar y canela.
Enrollamos por el lado más largo y cortamos rollitos de 1,5 a 2 cms de grosor y las vamos colocando sobre papel de hornear en una bandeja de horno dejando distancia entre ellas (unos 2 ó 3 cms aprox.) ya que crecen en el horno.
Taparlas y dejarlas levar aproximadamente durante 1 hora.
Horneamos en el horno precalentado a 175º durante aproximadamente 20 minutos o hasta que veamos doradas.
Finalmente las bañamos con la mezcla de azúcar glass y zumo de limón, que haremos en la proporción que más nos agrade (si nos gusta espesa con menos zumo y si nos gusta más líquida aumentando la proporción de azúcar glass).




domingo, 6 de mayo de 2012

Rosquillas de anis

Como las que hacía mi abuela paterna, riquísimas, con un toque de anís y muy tiernas.
Éstas se las dedico a Rai, seguidor incansable de mi cocina, animándome siempre con sus comentarios, se merece una entrada dulce como ésta. Espero que te gusten las rosquillas Rai :)

Ingredientes (salen unas 30 rosquillas)

500 grs de harina
1 sobre de levadura Royal (16 grs)
2 huevos grandes
125 grs de azúcar
70 ml de leche
50 grs de mantequilla en punto pomada a trocitos
12 ml de anís dulce
ralladura de 1 limón
cáscara de limón
aceite de girasol para freir

Preparación:

Batiremos los huevos con el azúcar hasta que se vuelvan espumosos y blanquecinos, añadiendo, a continuación, la leche, la ralladura de limón y el anís.
Añadimos la mantequilla e incorporamos bien.
Mezclamos la levadura y la harina y la añadimos poco a poco a la mezcla anterior, hasta que la masa resultante sea consistente y fácil de manejar.
A continuación la envolvemos en papel film y la dejamos reposar en la nevera durante 2 horas.
Una vez pasado ese tiempo, ponemos al fuego una sartén con el aceite de girasol y freímos en él la cáscara de limón.
Sacamos la masa de la nevera y la partimos en trozos iguales, hacemos bolitas con las manos y utilizando un dedo las traspasamos de lado a lado, haciendo un agujero que luego estiramos con cuidado.
Sacamos la cáscara de limón del aceite y vamos friendo las rosquillas con cuidado y por tandas, siempre a una temperatura baja para evitar que se queme el aceite.
Una vez doraditas, las vamos depositando en un plato con papel de cocina y una vez frías las cubrimos con abundante azúcar glass, usando un colador para tamizarlo y que quede bien repartido.




martes, 1 de mayo de 2012

Paté de anchoas

Hoy una receta que tenía guardadita en el cajón de los recuerdos, paté de anchoas.
Riquísimo, siempre y cuando lo dejes de un día para otro en la nevera, ya que en el mismo día resulta demasiado salado y carece del cuerpo suficiente. Esta es una pequeña ventaja ya que es ideal para dejar hecho el día anterior a un cumpleaños o celebración. También lo podemos hacer sólo de atún, usando en vez de una lata de anchoas, una de atún.

Ingredientes:

Tartaletas (las de Mercadona son buenísimas)
2 huevos cocidos y 1 yema
120 grs de anchoas en lata
120 grs de atún en aceite
100 grs de nata para cocina
1/2 cucharada de ketchup
aceitunas negras para adornar

Preparación:

Cocemos tres huevos, 10 minutos son suficientes. Para que no se rompan durante la cocción, pondremos una cucharada de sal en el agua y directamente ponemos los huevos en frío.
Una vez cocidos aprovecharemos dos de ellos enteros, del otro sólo necesitamos la yema. Los troceamos y los ponemos en el vaso de la batidora.
Sacamos las anchoas de la lata, las dejamos escurrir en un colador y las pasamos por el agua fresca, abriendo poquito el grifo.
Escurrimos y volvemos a meter en su aceite.
Abrimos la lata de atún y escurrimos, troceamos y ponemos en el vaso de la batidora. Añadimos la nata y el ketchup.
Por último, añadimos las anchoas bien escurridas y batimos.
Ponemos en una manga pastelera con la boquilla rizada y la metemos en el frigo un mínimo de 2 horas o mejor aún de un día para otro (yo prefiero hacerlo así). No montéis las tartaletas de un día para otro o el paté se oxidará.
Montamos y adornamos con aros de aceituna negra que habremos cortado con un cuchillo afilado.


domingo, 1 de abril de 2012

Espaguetti estilo Old Amsterdam

Aquí estoy, de nuevo entre vosotros tras el parón por motivos de salud. Os quiero agradecer a todos vuestra amabilidad, vuestras palabras de aliento y apoyo, aunque parezca mentira me han ayudado a sobrellevar mejor mi situación, sois geniales :)
Y el motivo que me trae de nuevo a la actividad en los fogones es el queso Old Amsterdam, un queso multipremiado tanto a nivel nacional como internacional y que atesora prestigiosos galardones como el Superior Taste Award que viene siendo como las estrellas Michelín a nivel del sector de alimentación y bebidas, varios premios de la Asociación Alemana de Agricultura, los World Cheese Awards y Sabor del Año Queso Viejo en varias ocasiones.


Se trata de un queso con un sabor fuerte y peculiar que poco tiene que ver con el sabor salado y seco del queso curado tradicional, gracias a su maduración hasta el punto óptimo.
Muy amablemente desde la empresa me han hecho llegar la versión envasada al vacío, 250 grs de sabroso queso listo para consumir en forma de aperitivo, rallar, hacer taquitos etc...
Si lo deseáis también existe una versión en lonchas muy cómoda para bocadillos y sandwiches.
Ya que este queso tiene un sabor tan característicos y permite su rallado con total facilidad, he optado por incorporarlo a una receta de pasta que en casa ha gustado muchísimo.



Espaguetti estilo Old Amsterdam


Ingredientes (2 personas)

Queso Old Amsterdam rallado al gusto
150 grs de espaguetti
1/4 de cebolla
2 dientes de ajo
1 chorretón de vino blanco
200 ml de nata para cocinar
100 grs de bacon en cuadritos
sal
tomillo
pimienta negra
perejil

Preparación:

Empezamos por cocinar los espaguetti; para lo cual herviremos en agua con un poco de sal y un chorrito de aceite de oliva, removiendo de vez en cuando para que no se peguen.
Freímos el bacon hasta que quede crujiente, sin usar aceite, es suficiente con la propia grasa del bacon y retiramos.
Pelamos y cortamos la cebolla muy fina y en el mismo aceite del bacon la vamos a sofreir, añadiendo un poco de aceite de oliva si fuera necesario.
Añadimos sal, pimienta negra y un poco de tomillo, así como los ajos que habremos pasado por un prensador.
Cuando la cebolla esté transparente añadimos un chorretón de vino blanco y lo dejamos reducir. Una vez haya reducido añadimos el bacon, así como nata para cocinar que habrá que dejar espesar.
Servimos caliente, espolvoreando queso Old Amsterdam rallado, al gusto y un poco de perejil.


miércoles, 29 de febrero de 2012

STOP

Llevo varios días en que me es imposible visitar vuestros blogs, dejaros comentarios, interesarme por vuestras cocinas... y lo que es peor, no puedo casi cocinar.
Por motivos de salud y falta de ánimo, ya que me encuentro absolutamente "ploff" he decidido hacer un alto en el camino y empezar a cocinar y publicar cuando me sienta con fuerzas ya que no hay nada peor que meterse sin ganas en la cocina.
Gracias a todos por comentar, por estar ahí y por ser tan majos, nos vemos pronto ;)

Un abrazo

domingo, 19 de febrero de 2012

Orejas de carnaval

En primer lugar gracias por el apoyo y comprensión recibidos por el tema de la moderación de comentarios. Seguirle el juego a un par de anónimos que no saben ni freírse un huevo no tenía sentido, así que, una vez me he librado de indeseables, he vuelto a respirar y la vida sigue y hoy os traigo una nueva receta.

Qué tiempos... todavía recuerdo las que se hacían en mi casa al llegar estas fechas. En Galicia esta masa frita es toda una tradición que acompaña a los carnavales, luego el resto del año si te he visto ni me acuerdo, pero que queréis que os diga, casi mejor así, que estas cositas engordan mucho y luego sufrimos lo nuestro (si, si, 1 hora sudorosa en el gimnasio para perder 400 ó 500 calorías que te has comido alegremente sin ser consciente de aquella frase tan famosa "un minuto aquí (en la boca) toda la vida aquí (en las caderas)" jajaja).
Pero no me quiero ir por otros derroteros, hoy os traigo la receta de orejas de María de Una pincelada en la cocina. Que no conocéis este blog?? Pues os invito a que lo hagáis, María es una cocinera fantástica, con manitas de oro para las masas.
Con su receta quedan unas orejas estupendas, crujientes, con burbujitas de aire ... de obrador artesano. Increíble que siendo tan sencillas en algunas pastelerías te cobren más de un euro por cada una (bueno, aquí en Valencia, ni en broma las encuentras, así que me ha servido como acicate para prepararlas yo misma en casa y el resultado ha sido tan satisfactorio que seguro que repito).

Ingredientes:

30 grs de mantequilla derretida
2 huevos grandes
3 cucharadas de anís
2 cucharadas de agua
2 sobres de azúcar avainillado
ralladura de un limón
250 grs de harina común
una pizca de sal
aceite de girasol
azúcar glass

Preparación

Yo lo hice en KitchenAid pero no es necesaria para nada, simplemente batimos bien los huevos, el anís, el agua, el azúcar avainillado, la ralladura de limón, la sal y la mantequilla derretida.
Incorporamos la harina lentamente (yo lo hice en tres tandas) y cuando ya se pueda amasar o bien usamos la KitchenAid con el gancho amasador a velocidad 2 o (si no la tenemos) pasamos a una encimera ligeramente enharinada y amasamos hasta que adquiera elasticidad y no se pegue a las manos.
Dejamos en un bol, tapada con un paño limpio mínimo 1 hora (cuanto más tiempo mejor, incluso 3 o 4 horas, ya que sale más crujiente).
Pasado ese tiempo, engrasamos ligeramente un rodillo y la superficie de la encimera y cortamos porciones del tamaño de una nuez, que iremos estirando con el rodillo muy muy finas (cuanto más finas mejor), ya veréis que se despegan sin ningún problema.
Mientras freímos una, vamos formando la otra. Normalmente con un par de minutos por cada lado es suficiente, lo importante es que se pongan doraditas las orejas pero no excesivamente oscuras, sino saben algo amargas.
Vamos friendo en aceite de girasol que habremos calentado a fuego medio (yo lo puse entre el 6 y el 7 de la vitro) y depositando en un plato en el que haya papel de cocina absorbente.
Una vez frías, se espolvorean de azúcar glass.




domingo, 12 de febrero de 2012

Merluza al horno

Como alguno habrá notado ya, he habilitado la moderación de comentarios, es algo que he intentado evitar a toda costa pues me molesta mucho la "censura" pero en los últimos días se han sucedido personajes que con el mero propósito de molestar y de paso entretener sus vacías vidas, han entrado como un elefante en una cacharrería.
Aquí se admiten las críticas, los comentarios, las sugerencias y los consejos pero siempre desde la buena educación, el respeto y sin perder las formas. Como dicen por ahí, no permito que nadie venga a "vomitar" a mi cocina.

Y cambiando de tema, todavía sigo en el gimnasio y todavía viva, me encuentro mucho mejor (aunque la rodilla me siga molestando). No hay dinero que pague la sensación de ligereza, bienestar y paz interior después de una intensa sesión de cardio :)

La receta de hoy es sencillita pero muy sabrosa, merluza al horno, basada en lo que toda la vida he visto en mi casa, haciendo caso a un seguidor que me ha dicho que le apetecía que hiciera más platos de los míos y menos patrocinados ;)  Vamos allá.

Ingredientes (2 personas)

4 filetes de merluza sin piel y espinas
2 patatas medianas
1 cebolla
un chorrito de vino blanco
pimienta negra
1/2 limón en rodajas
sal
aceite de oliva

Preparación:

En primer lugar pelamos las patatas y las cortamos en discos lo más finos que podamos (ya que el pescado se hace en poco tiempo y no queremos que las patatas nos queden duras).
Disponemos los filetes de merluza en la fuente de pyrex y las patatas en rodajitas a su alrededor, procurando que no queden por debajo del pescado.
También podemos poner 1 cebolla pequeña cortada en dos o media cebolla.
Espolvoreamos un poco de sal y pimienta negra al gusto, a continuación iremos colocando sobre el pescado las rodajas de limón.
Bañamos el conjunto con un chorrito de vino blanco y aceite de oliva (sed un poco generosos, que no nos quede seco el pescado).
Al horno precalentado a 180º durante unos 25-30 minutos, vigilando que no nos quede seco, sería bueno que cada cierto tiempo, usando una cucharita, bañáramos el pescado y las patatas en su propia salsa.

viernes, 3 de febrero de 2012

Lazos de hojaldre rellenos

En alguna ocasión lo he contado, tengo una lesión de rodilla y últimamente me costaba un mundo salir a correr, hasta el punto de convertirse en algo insufrible y no, no creo en esa máxima que dice: "no pain, no gain", así que ni corta ni perezosa me he vuelto a apuntar al gimnasio, por tercera vez en mi vida tras varios abandonos por aburrimiento.
No os voy a mentir, no me lo paso genial pero al menos no me duele la rodilla y al salir la sensación de bienestar es increible, sólo por eso ya merece la pena hacer ejercicio.
Ahora es cuestión de que se instaure el hábito y finalmente no pueda vivir sin el gimnasio (difícil no? jajaj)

Y ahora hablemos de esta receta clásica, sencilla y deliciosa para darse un caprichito en el desayuno o la merienda. Bien acompañados por un capuccino o un tazón de humeante chocolate, estos lazos de hojaldre resultan deliciosos.
En este caso el relleno es a base de mermelada de frutos del bosque pero podemos usar nutella, frutos secos, miel... echemos nuestra imaginación a volar.

Ingredientes:

1 lámina de hojaldre (mejor si es refrigerado)
Mermelada de frutos del bosque
Azúcar blanquilla
Azúcar glass

Preparación:

Cortamos la lámina de hojaldre a la mitad y, una de las mitades, la pintamos con mermelada de frutos del bosque.
A continuación tapamos con la otra mitad y cortamos en rectángulos de unos dos dedos de ancho, retorcemos desde el centro, de tal forma que nos queden una especie de lacitos o pajaritas.
Los espolvoreamos con azúcar blanquilla y los metemos en el horno precalentado a 180º durante unos 20 minutos (atención con el tiempo, depende de cada horno).
Una vez el hojaldre ha crecido y se ha dorado, sacamos del horno y dejamos que se enfríen. Una vez fríos los lazos, los espolvoreamos con azúcar glass.

domingo, 29 de enero de 2012

Ensaladilla italiana, tortilla y pechuga de pollo a la plancha

¿ Últimamente no tienes tiempo para nada? ¿ Estás cansado de los bocadillos? ¿ Comes en la oficina y no sales de la típica ensalada de tomate y el filete empanado? Pues que no cunda el pánico, os traigo la solución!!!!

MahnMac es una empresa ubicada en Navarra, especializada en ensaladillas, tapeos y vinagretas a partir de productos frescos de la mejor calidad, listos para consumir, refrigerados y con larga caducidad de hasta 3 meses; lo que los hace idóneos tanto para la restauración en general como a nivel particular.

Te solucionan un tapeo con los amigos o una cenita informal en cuestión de segundos y nadie sospechará que no lo has hecho tú, además puedes darle un toque personal añadiendo lechuga, tomate, endivias, pimiento, gambas y un largo etc…
También, si eres un poquito mañoso, te puedes “inventar” una receta en un pis pas, por ejemplo unos crepes de ensaladilla o unos rollitos de salmón ahumado rellenos de ensaladilla de cangrejo, unos volovanes rellenos etc…

Nada más aterrizar las muestras en mi casa, lo primero que hice fue probar la de patatas con ali-oli, simplemente exquisita y con un sabor muy casero, también he probado la ensaladilla italiana a base de pasta, pimiento, jamón york, cebolla, piña, cebollino y mayonesa.
Además me hicieron llegar muestras de su ensaladilla americana, de pollo, de cangrejo y rusa. Una gozada para el paladar.



Os animo a qué probéis estas ensaladillas, sabor casero y una presencia muy cuidada son sus señas de identidad, creo que no os defraudarán.

Yo he acompañado la ensaladilla italiana MahnMac con una porción de tortilla de patata y una pechuga de pollo a la plancha marinada en zumo de limón y aderezada con pimienta negra.
Una idea estupenda para llevarse a la oficina en tupper o para una cena informal y rápida pero sin renunciar al sabor.


Esta entrada ha sido elaborada según el Código de Confianza C4C